Como acabar con México y morir en el intento

En el 2014 fuimos testigos de una despiadada escalada de manifestaciones en México. Al margen de toda la argumentación que pudiera existir para una entendida justificación o no de las mismas, lo que corresponde a este post es el cuestionamiento de: Realmente saben quienes participan, el “resultado” que se busca con las manifestaciones?

manifestaciones

No se trata de objetar ni apoyar causas, ni de promover u oponer acciones de ninguna índole en torno a los temas que les generan. Únicamente pretendo darle a los lectores una visión ligeramente más amplia acerca de las consecuencias de este tipo de hechos. Y digo ligeramente porque efectivamente no soy ningún especialista en los tópicos, así que de antemano me disculpo si en mi argumentación llegara a decir algo que no fuese del todo correcto, y sabré agradecer los aportes constructivos que puedan compartirnos a través de los comentarios aquellas personas que si sean efectivamente expertos calificados y certificados.

De entrada al pensar en manifestaciones, solemos pensar en una serie de consecuencias directas, y otras que simplemente se derivan de ellas:

  • Obstrucción general de las vías públicas*. Además de los manifestantes, los camiones que los transportan son aparcados inapropiadamente en la zona de protesta. Por si esto fuera poco, despliegan en el área toda una logística que va desde establecer puntos de alimentación en plena vía pública, hasta la instalación de sanitarios portátiles (carentes de un sistema de desodorización, por lo que diseminan los malos olores en toda el área).
  • Interrupción del libre tránsito*. O en el mejor de los casos restricción de transito en laterales y cruceros con vías principales.
  • Incremento del consumo de combustible y en consecuencia, del nivel de contaminación ambiental (Derivado del punto anterior). Lo que adicionalmente produjo “arbitrarias e injustificadas” restricciones de transporte a través de la modificación del programa No Circula.
  • Acumulación de basura en la calle*. Lo que adicional a la mala apariencia, genera puntos de alto riesgo endémico.
  • Deterioro de los espacios públicos y con más frecuencia de la esperada destrucción impune de la propiedad privada*.
  • Aumento de la práctica de la mendicidad*. Con clara afectación en la actividad económica y turística de la zona.

Pero, además de estos, y algunos otros puntos que seguramente se me escapan en este momento, los cuales comprendo (aunque no comparta)  que sean calificados por muchos como elementos de menor importancia (definidos como daño colateral) ante el logro o consecución del objetivo (definitivamente político, jamás social) perseguido por la manifestación, hay que tomar en consideración que cualquier manifestación, huelga, marcha, plantón o cualquier otra modalidad de actividades de protesta, representa no solamente un uso no productivo de la mano de obra, que impacta de manera directa en el Producto Interno Bruto, sino que además, introduce un Riesgo de Mercado que impacta necesariamente las tasas de interés.

Pero… ¿Cómo afecta esto a los trabajadores?

Pues bien, en México, el sistema de seguridad social abarca varios rubros: IMSS (Seguro Social), INFONAVIT y el Sistema de Ahorro para el Retiro (Afore). Este último se plantea como un nada sencillo sistema de inversiones (generalmente tercerizado en empresas de iniciativa privada) que opera bajo un estricto marco regulatorio, que definitivamente no voy a explicar en este artículo.

Ahora bien, indistintamente del carácter de una Afore, lo cierto es que el mecanismo de inversión, siempre conforme a las normas establecidas por la CONSAR, está basado en un portafolio diversificado que incluye desde Bonos del Estado, hasta acciones en el Mercado Bursátil (Ej.: http://ob.tener.me/1w5dONd).

desaceleracion-economicaY si bien, es cierto que dicha diversificación del portafolio permite a las Afores reducir los riesgos asociados a la volatilidad de los mercados financieros, una caída de las bolsas de valores en México (y en otros países), aunado a incrementos en la tasas de interés de los instrumentos de deuda, provocan precios menores en los instrumentos financieros que acaban por afectar directamente la valuación de mercado de las carteras de las Sociedades de Inversión Especializadas en Fondos para el Retiro (Siefores).

Esto último es lo que se conoce como Riesgo de Mercado, y aunque generalmente dicho riesgo se encuentra controlado por una estricta Administración de Riesgos de la Afore (La Afore está obligada a dar cumplimiento a las disposiciones conducentes para proteger el patrimonio de los trabajadores que le han confiado sus recursos; por ello debe medir continuamente los riesgos que encara en su actividad diaria), la elevación constante y permanente del riesgo como producto de las acciones desestabilizadoras de un, más que reducido, prácticamente diminuto contingente de personas, acabará por derivar consecuencias catastróficas para todo México.

__________________

* Aunque ello sea una violación de los derechos de otros ciudadanos.

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s