Camellia sinensis u otras infusiones

«…siempre nos referimos al mismo compuesto»

«La cafeína es un alcaloide de la familia de las metilxantinas que se puede encontrar de forma natural en numerosas especies de plantas, entre las que se incluyen la planta del café y el té (Camellia sinensis), pero también en la del cacao, la yerba mate o el guaraná. Para referirse a la cafeína de cada una de ellas se usan distintas nomenclaturas: teína, guaranina, mateína… pero siempre nos referimos al mismo compuesto»

Beatriz Robles

Ahora bien, hay varios factores que hacen que la cafeína se absorba y actúe de manera diferente. El primero de ello es la concentración. Aunque la cantidad de cafeína en un té o en un café puede variar, de forma general, la concentración de cafeína en un café es bastante más elevada.

Mientras que una taza de café espresso contiene alrededor de 212 mg/100 ml, una de té negro contiene de media 20 mg/100 ml, prácticamente 10 veces menos.

La variedad de té, sean blancos, verdes, amarillos, azules (Oolong), negros o rojos (Pu-erh), no afecta demasiado a la cantidad de cafeína por taza, pero esta varía mucho según la fuente consultada. Se pueden obtener datos que indican un contenido de cafeína de 22 mg/100 ml, 18 mg/100 ml, 15 mg/100 ml y hasta 11 mg/100 ml. Y es que, la cantidad de cafeina depende de la altura a la que se cultive, del tipo de abonos que se utilice, del clima o del ejemplar: si es una planta joven, con cinco o diez años, producirá más cafeína que si es un árbol de té menos vigoroso.

En todo caso, se considera que dosis únicas de 200 mg de cafeína -unos 3 mg/kg peso en adultos- y que el consumo habitual de hasta 400 mg cafeína/día no suponen riesgos en adultos no gestantes. En mujeres gestantes se limita a 200 mg de cafeína/día y las mujeres lactantes pueden consumir hasta 200 mg cafeína en dosis únicas sin riesgos para su bebé.

Todo el té viene de la misma planta, Camellia sinensis. Sin embargo, aunque algunas infusiones que se refieren popularmente como té, no lo son realmente ya que no provienen de la planta Camellia Sinensis; es decir, no poseen cafeina. Tales son los casos del Rooibos, la manzanilla y la menta.

Nota importante! 
Hay que tener cuidado con el consumo de tés como los de frutos del bosque o jengibre, ya que por lo general son mezclas con Té negro (Darjeeling); así como con los tés de frutos rojos, que son mezclas con Té rojo (Pu-erh). Es decir, si contienen cafeína.

Espero que te haya parecido útil e interesante esta publicación.

No olvides visitarme en mi perfil de GitHub: https://github.com/era5mx

………….

Quiero man.tener.me informado: Seguir en Twitter @eldavid_oficial

Regálame un ME GUSTA.

Y si eres solidario, COMPARTE para que otros puedan aprovecharlo.

Deja una respuesta

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.